Historia de los videos xxx en internet

Llevo por nombre y cristina y lo que contaré me pasó hace bastante tiempo, todo paso en la celebración de mi dieciocho aniversario, era verano y el instituto se había acabado, me habían aceptado en la capacitad de derecho de Alcalá de Henares y mi única preocupación por aquel entonces era pasar el mejor verano que pudiera, por aquel entonces no tenía los atribuyas de la edad, mis pechos grandes estaban en su lugar, no estaba delgada como un palo, mas estaba de buen ver, mis ojos cobrizos claros iban a juego con mi castaño natural.

Mis progenitores se habían marchado de vacaciones y me dejaron la casa para mi sola, con lo que decidí festejar mi aniversario porno xxx en casa, despejaría el salón de muebles, y prepararía una barbacoa en el jardín, la idea era que el aniversario durara lo más posible, quedé con mi amiga Marta un día ya antes para prepararlo todo fuimos a adquirir el alimento y los licores, y dejamos el salón solo con el sofá para eludir posibles daños, al final invité a Marta a cenar en casa.

Marta- Vas a estar deseosa por mañana, ¡serás mayor de edad!

Cristina- No le veo ventajas, ¡Solo son responsabilidades!

Marta- Va tampoco es para tanto, ¿mañana vendrán todos?

Cristina- Si, no te importa que venga Vito ¿no?

Marta- Para nada, lo nuestro fue una tontería y es agua pasada.

Cristina- Debíais haber acabado juntos, ahora estas sola y necesitada.

Marta- ¡Como no te jode!, ¿Cuánto hace que no te llevas a alguien a la cama?

Cristina- Una eternidad, si por lo menos conociera a alguien interesante.

Marta- ¡Ese me lo solicito para mí!

Estuvimos riéndonos un buen rato, gozamos de la cena y por último se despidió hasta mañana por la tarde en la celebración.

Al día después a las 5 de la tarde comenzaron a llegar los convidados, en suma éramos 9, 3 parejas, un soltero, Marta y .

Las parejas estaban formadas por Eva y Miguel, que llevaban juntos toda la vida, Miguel era el amigo que siempre y en todo momento la liaba de alguna forma, rompía algo o bien se caía, su muchacha Eva era una amiga de siempre, muy reservada, por aquel entonces eran vírgenes, otra pareja era Alejandro y Margarita, llevaban poco saliendo, Alejandro era un tío enorme y fuerte, con una barba negra que le hacía mayor, era el cocinitas con lo que se ocuparía de la barbacoa, Margarita por su lado era esa clase de chicas que por más que comen no engordan, cualquier chorrada le ocasionaba risa, y por último estaban Edu y Alexandra, eran esa pareja que estaban juntos pues sí, pues los dos tenían cuernos y estaban dispuestas a unas orgias xxx, Edu no es que fuera un tío buenorro mas era un ligón de cuidado, era el único que trabajaba y tenía dinero y Alexandra era meridianamente la tía buena del conjunto, jamás le faltaban pretendientes.

Entonces estaban Vito, Marta y hacíamos el conjunto de solteros, Vito era alto y delgado, y tenía siempre y en toda circunstancia un aspecto hippy, Marta por su parte era una muchacha baja, pechugona, con buen trasero, eran mis mejores amigos de siempre y en todo momento.

La tarde comenzó como ya suponía con Alejandro en la barbacoa, mientras que el resto nos llenábamos los minis de cerveza hasta arriba como si fueran bestiales corridas femeninas, contábamos alguna anécdota de noches precedentes de celebración entre risas.

La carne fue saliendo como un buen pastel de crema, y como gente joven prácticamente la devorábamos, me debía preocupar por que dejasen algún pedazo.

Alejandro- ¡Sois unos cabrones!, menos mal que esta Cristina si no ni como, ¡Y ni me habéis puesto una cerveza!, menudos amigos.

Vito- Todo el día quejándose macho, a ver vamos a por tu cerveza, ¡Te la debería poner Rita!

Margarita- ¡Ni que fuera su camarera!

Alejandro- Menuda novia que me he echado, se parece a Mia khalifa.

Miguel- Eso es que no la tienes educada, la mía siempre y en todo momento me pone las cervezas, la debes instruir.

Cristina- Ten cuidado con la cerveza que te pone Miguel, no sea que sea una cruzcampo para vengarse.

Todos nos reímos, en seguida como era costumbre comenzó las conversaciones sexuales, iniciadas por Edu meridianamente, estaba más salido que el pico de una mesa, probablemente como todos a esa edad.

Edu- El sueño de cualquier tío es hacer un trio con 2 tías.

Alexandra- ¿Y por qué razón no con 2 chicos?, si apenas os da para una…

Vito- Un trío lo veo imposible, mejor probar otras cosas como el sexo anal.

Eva- ¡Qué asco!, eso no sé quién lo quererá hacer.

Cristina- Bueno eso por probar quien sabe.

Alejandro- Bueno acá tenemos a una presta a todo, no como otras.

Margarita- ¡Tampoco te pases!, coincido con Eva, no sé por qué razón os obsesiona tanto el sexo anal.

Vito- A ver para hacer todos y cada uno de los días no, mas algo como regalo de aniversario para tu chaval.

Alexandra- Y para nuestros aniversario qué ¿eh?

Vito- Bueno algo os agradará de manera especial.

Eva- Un cinturón de esos con polla para vosotros.

Nos echamos a reír, la cena era muy amena. Pasada la hora, a eso de las 8 y media la barbacoa se había terminado, recogimos la mesa del jardín y pasamos en el salón, encendí el home cinema y la música comenzó a sonar, mientras que Marta sacaba las botellas de alcohol con los refrescos.

0